Llamadas Improcedentes a la Central de Bomberos Ponen en Riesgo el Servicio de Emergencias

0
56

COLLIPULLI.- En la central de Bomberos de la ciudad, la línea de emergencia 132 ha sido blanco de un problema recurrente y preocupante: personas que llaman para hacer consultas no urgentes o simplemente para molestar, dejando la línea ocupada durante largos periodos de tiempo. Hoy, por ejemplo, la línea estuvo inhabilitada por más de una hora debido a una llamada que no respondía a los insistentes intentos de los operadores por desconectarla.

Este no es un caso aislado. Según las centralistas, esta situación ocurre al menos dos veces por semana. La ocupación innecesaria de la línea de emergencia puede tener consecuencias graves, ya que impide que las verdaderas emergencias sean atendidas de manera oportuna, poniendo en riesgo la vida y la seguridad de la comunidad.

Los Bomberos hacen un llamado urgente a la comunidad para que se utilice la línea 132 únicamente para situaciones de emergencia. Es vital que quienes llamen a la central se aseguren de colgar correctamente y no dejar la línea tomada, evitando así la saturación del servicio.

Como medida preventiva, los Bomberos también ofrecen un número alternativo: 9 32 35 84 94 (celular), para que la comunidad lo tenga presente y pueda reportar emergencias si la línea 132 se encuentra ocupada.

La colaboración de todos es esencial para garantizar que el servicio de emergencias funcione de manera eficiente y pueda responder rápidamente en situaciones críticas. La responsabilidad y el respeto hacia los servicios de emergencia pueden marcar la diferencia entre la vida y la muerte en un momento de necesidad.